El mito del exceso de proteína
Alimentación Natural,  BARF

El mito del exceso de proteína y los problemas renales en las dietas naturales

El mito del exceso de proteína y de su posible influencia en los problemas renales es uno de los argumentos que más escucho en contra de las dietas naturales y en especial contra la dieta BARF.

Este argumento no sólo se repite por parte de los tutores de perros, gatos o hurones, sino uno de lo más extendidos, y con el que más miedo infringen, los profesionales veterinarios.

Vamos a desmontar el mito.

Las dietas naturales son altas en proteínas.

Esta afirmación viene del error (por falta de conocimiento o a propósito) de confundir carne con proteína.

Las dietas naturales son altas en contenido cárnico ¡cierto!. Lo normal es que se aporte entre un 70% y un 90% de contenido cárnico entre vísceras, hueso carnoso y carne muscular. Pero la carne, al igual que todos los alimentos, no sólo se componen de proteínas.

De primeras debemos quitar la parte de agua (entre un 60 y un 70% es agua)

Del resto (materia seca) estará compuesto por “proteínas, aminoácidos, minerales, grasas y ácidos grasos, vitaminas y otros componentes bioactivos, así como pequeñas cantidades de carbohidratos…”

Para que tengáis un referencia os dejo esta tabla comparativa.

POR CADA 100 GR DE ALIMENTO EN MATERIA SECA

POR CADA 100 GR. DE PIENSO EN MATERIA SECA

(no especifica origen vegetal de origen cárnico)

Pollo 27%

Pienso Salvaje Base con pollo para perros 25%

Pescado azul 20%

Dibaq Salmon Proteína Bruta 26%

Carne de ternera 24%

Ziwipeak pieso de ternera 36%

Carne de cordero 25%

Lenda Cordero 34%

¿A qué no hay tanta diferencia? Además, la cantidad de proteína total del pienso, puede ser de origen animal o vegetal (no es obligatorio indicarlo) y la calidad de la materia prima de los piensos no es comparable a la carne para consumo humano que se aporta en una dieta natural.

¿Cuánta proteína necesita un perro al día?

Para establecer ese mínimo (que no valor óptimo o valor máximo) tenemos que acudir a FEDIAF.

FEDIAF (Federación Europea de Fabricantes de Alimentos para Mascotas) se encarga de establecer los mínimos nutricionales de los alimentos para mascotas en Europa.

En su “Guías Nutricionales para alimentos completos y complementarios para perros y gatos” (última edición del 2012) establece que en perros adultos debe estar entre el 21-18%, cachorros 25%, perros senior 20%.

En esta guía nutricional no se especifica de qué origen son esas proteínas o si son para animales sanos o con patologías.

Tanto FEDIAF como AAFCO (The Association of American Feed Control Officials) se basan en las directrices de la NRC (National Research Council) que sería como el CSIC español (consejo superior de investigaciones científicas). Aunque las pautas de AAFCO o FEDIAF suelen ser más altas que las de la NRC ya que tienen revisiones más actualizadas.

Pero ¿de dónde se establecen esos mínimos?

Existen dos estudios en los que se soportan estos valores: El primero es de Romsos and Ferguson (1983) y el segundo de Tôrres et al (2003).

Sin entrar a valorar más profundamente estos estudios (te los dejo en referencias por si quieres leerlos) el estudio de Romsos and Ferguson utilizó como proteína ternera y soja. Tôrres et al utilizó a 6 beagles con diferentes tipos de dietas durante un año utilizando proteína de caseína y proteína de soja.

Es decir, basamos la cantidad de proteína que necesita un carnívoro en 6 beagles alimentados con proteína de caseína y proteína de soja durante un año. Luego extraña que haya tantos perros con problemas alimentados con pienso.

¿Qué pasa con las dietas más altas de esos mínimos como es una dieta natural?

La realidad es que los perros y gatos metabolizan muy bien las proteínas de origen animal ya que son carnívoros, oportunistas en el caso de los perros, y estrictos en el caso de los gatos y  hurones. Son capaces de alimentarse perfectamente con dietas con más de un 50% de proteínas.

Con una dieta natural intentamos imitar, con lo que compramos en el supermercado, la alimentación que tendrían en la naturaleza, que la cual sería prácticamente carne salvo una pequeña cantidad de hidratos de carbono que sería el contenido del estómago.

Es decir, están preparados fisiológicamente para consumir altas cantidades de carne y por ende de proteínas.

¿Y qué pasa con la proteína “sobrante”? Pues que se utilizará como fuente de energía y, si no es consumida, se acumulará en forma de grasas para ser almacenadas para ser usadas posteriormente. Igual que funcionamos nosotros con el exceso de hidratos de carbono.

Además esa proteína “sobrante” se puede metabolizar dando lugar a la urea y excretándose por los riñones.

¿Y eso quiere decir que existen problemas renales? Pues no. La urea es el principal residuo de la descomposición de las proteínas pero que nuestro perro con una dieta natural tenga ese valor alto en sangre no indica que tenga un problema renal ya que existen otros indicadores que deben estar como la pérdida de proteínas en orina, etc…para poder diagnosticar una insuficiencia renal.

Tienes otra entrada donde te cuento algo más sobre los análisis con dietas naturales Las analíticas de sangre con una dieta cruda

Los estudios científicos también desmienten el mito

Una de los puntos negativos que se le atribuyen a la dieta natural es que no existen estudios científicos que avalen su uso (como si alimentarse con comida real en vez de ultraprocesados necesitara un estudio) pero realmente existen ya bastantes estudios que desmienten el mito de la proteína y los problemas renales y otros muchos problemas atribuidos a las dietas naturales.

Un estudio de 1985 de la Universidad de Philadelphia (te lo dejo en referencias también) demostró que con un «exceso» de proteína en la dieta el riñón debe de depurar mayor cantidad de nitrógeno con el consiguiente incremento de nitrógeno en la orina, pero que, en animales sanos, no existen diferencias entre los diferentes grupos de animales estudiados.

En 1999 se realizó un estudio donde dos grupos de perros, unos alimentados con dietas con el 19´27% de proteína y otros con el 56% no hubo diferencias significativas en ambos grupo a nivel de patologías renales.

En 2008 ese estudio se repitió durante un periodo de 4 años donde se obtuvieron los mismos resultados.

Según una investigación publicada en el Nestlé Purina PetCare Research ha demostrado que la proteína no causa daño renal y no parece estar involucrada en la progresión de fallo renal crónico

Quizás para algunos todo esto no sea suficiente, pero no debemos asustarnos por el uso de dietas altas en carnes porque no solo las avalan la práctica y nuestra experiencia si no que también las avalan la ciencia.

Recuerda que puedes contactar conmigo para mi servicio de asesoría nutricional. Seguro que puedo ayudarte a mejorar la salud de tu perro o gato
Asesoría Nutricional

Referencias

Pet Food Safety: Dietary Protein, D.P. Laflamme DVM, PhD, Dipl ACVN, Nestlé Purina PetCare Research, St. Louis, MO.

Kenneth C. Bovée, DVM, MmedSc “Mythology of Protein Restriction for Dogs with Reduced Renal Function”

KIRKS VETERINARY THERAPY XIII, Small Animal Practice, W. B. Saunders, page 861.

Nivel de nutrientes recomendado para perros TABLA III-3a. FEDIAF GUIDELINES.

«The Protein Paradigm: Assessing Dietary Protein in Health & Disease» Justin Shmalberg, DVM, Diplomate ACVN & ACVSMRmUniversity of Florida.

Romsos, D.R. And Ferguson, D. (1983). Regulation of protein intake in adult dogs. Journal of American Veterinary Medical Association, 182: 41-43

Tôrres, C.L., Hickenbottom, S.J. And Rogers, Q.R. (2003). Palatability affects the percentage of metabolizable energy as protein selected by adult beagles. Journal of Nutrition, 133: 3516-3522.

Long-term renal responses to high dietary protein in dogs with 75% nephrectomy, John L Robertson, Michael Goldschmidt, David S Kronfeld, John E, Tomaszewski, Gary S Hill and Kenneth C Bovee, School of Veterinary Medicine and School of Medicine, University of Pennsylvania, Philadelphia, Pennsylvania, and Baltimore City Hospitals, Baltimore, Maryland, USA, Revised 23 May 1985.

Sígueme
Latest posts by Raquel López Oliva - Especialista Certificada en Nutrición y Dietética Animal (see all)